Ese tiempo no litúrgico de la Cuaresma que discurre entre limones y pregones

20 de marzo de 2013

Además de festejar la amistad con receta de la Sierra de Francia, la Tertulia Cofrade Pasión ha acompañado estos días a Montserrat González y Andrés Alén en sus pregones peñarandino y zamorano

|| Los tiempos litúrgicos son los que son, pero llegado el caso sería posible dividir en varios la Cuaresma más cofradiera. Para la Tertulia Cofrade Pasión, los últimos días han sido de pregones y limones. Con el cartel de Manuel G. Blázquez en escaparates y las primeras páginas ya ojeadas (y hojeadas) de una revista en la que los duendes de la maquetación también han puesto su firma, los miembros de esta asociación nos reunimos en nuestro local del Patio Chico para celebrar la amistad. Conrado Vicente, contertulio que es centro de un triángulo escaleno entre Valladolid, Zamora y Salamanca, los preparó de nuevo con receta esta vez de la Sierra de Francia en general y San Martín del Castañar en particular. Limones serranos para desayunar el Jueves Santo que fueron almuerzo dominical.

Luego vendría el pregón de Montserrat González, colaboradora de la revista "Pasión en Salamanca" a través del arte contemporáneo. Suyas fueron las palabras que, el sábado 16 en el teatro Calderón de Peñaranda, anunciaron, junto al Cristo de San Luis y los ladrones de Esteban de Rueda, que en esta villa son muchos quienes guardan en sus armarios túnica y capirote para los que es tiempo de aireo y plancha.

Alén, durante su pregón de Zamora en Salamanca | Fotos: Pablo
de la Peña, Cofradías de Peñaranda y Tertulia Cofrade Pasión
Le cedería el testigo después al artista Andrés Alén, amigo también de esta Tertulia que el pasado año reconoció sus aportaciones a la Semana Santa con el galardón Francisco Rodríguez Pascual. Su proclama, literararia y pictórica, doblemente proclama, fue la de un genio que acercó Zamora y Salamanca y bailó sobre su linde en un acto organizado por duodécimo año consecutivo por Conrado Vicente, triangulo isósceles entre la cultura y la gastronomía, en un abarrotada Aula Cultural Garcigrande.

Con el soporte de Free WordPress Themes