Iván Marcos: 'A un concurso de fotografía presenté lo que considero una buena foto'

11 de noviembre de 2018

El ganador del concurso fotográfico de la Junta de Semana Santa explicó este sábado en la TCP que la imagen estaba muy pensada


|| Iván Marcos, ganador del concurso fotográfico de la Junta de Semana Santa, compartió este sábado una amena tarde de conversación con los socios de la Tertulia Cofrade Pasión. Sus primeras palabras fueron contundentes para aclarar muchas de las cosas dichas durante los últimos días: "Yo me he presentado a un concurso de fotografía y he presentado lo que yo entiendo que es una buena fotografía". Solo presentó esa y no había vuelto a participar desde el anterior premio, hace ya seis años. De hecho él no quería concurrir y si lo hizo en esta ocasión fue para complacer a sus familiares, que se lo pidieron.

Según expuso, la fotografía, titulada "Regreso a la agonía", está muy bien pensada. A diferencia de otras, que se improvisan en el momento o salen por casualidad, esta estaba preparada con antelación. Primero por la técnica, con una sensibilidad muy alta para emular el efecto de grano de las antiguas máquinas analógicas. Luego con el estudio previo y el ensayo, buscó el sitio y allí, solo, sin procesión, estuvo ensayado varias veces hasta que consiguió lo que quería. Y cuando pasó la procesión hizo la foto. Para nada fue casual.

Un momento de la tertulia con el fotógrafo y cofrade Iván Marcos

Es consciente de todo lo que se ha afirmado sobre la fotografía, aunque no ha querido leer la mayor parte de las cosas. A las críticas de que no se ve Salamanca, responde con cierta sorna que en la reciente película sobre la Universidad y fray Luis de León se ha criticado hasta la saciedad que la ciudad se ve muy bonita pero la calidad cinematográfica es ínfima. Entonces, ¿qué es lo importante, que se distinga Salamanca o que la foto sea buena? "En la Semana Santa de Salamanca tenemos paredes y sombras y hay que saber jugar con ellas", declaró. Y en su foto está la Semana Santa, porque todos la identificamos con los capirotes y su foto tiene capirotes y alma. Las sombras son el alma de su fotografía. Sin ellas se perdería el encanto.

También dejó su opinión sobre si este tipo de fotografía está desfasado o no. Para él, la fotografía de Semana Santa no es algo agotado u obsoleto. En tal caso, la obsolescencia estaría en muchos de los fotógrafos aficionados y en su mentalidad, puesto que, considera, no han sabido evolucionar.


Con el soporte de Free WordPress Themes