"Soy consciente del enorme problema económico de la Junta Pro Semana Santa"

28 de enero de 2013

Antonio Martín Alén, nuevo presidente de las hermandades de Zamora, estuvo el pasado sábado en la Tertulia Cofrade Pasión

|| Si existiera una prima de riesgo para cuestiones cofrades, es probable que la zamorana estuviera disparada. Antonio Martín Alén tiene la ardua misión de hacerla bajar. El pasado sábado visitó la Tertulia Cofrade Pasión. El 25 de diciembre fue elegido presidente de la Junta Pro Semana Santa de Zamora. Un nombramiento por Navidad. Inusual por las fechas e inesperado, pero tras meses de inestabilidad en el órgano rector de las hermandades, decidió aceptar el cargo “consciente del enorme problema económico que arrastra la Junta”. Su deuda se ha disparado y supera los cien mil euros. Martín Alén confía en saldarla en dos años. Receta: suprimir muchos gastos y buscar muchos hombros que quieran arrimarse ante la escasez de subvenciones. No debería ser complicado en una población donde la Semana Santa es espina dorsal desde la cuna.

“Se ha gastado mucho dinero en la difusión interna de la Semana Santa y muy poco en la exterior. Esto hay que cambiarlo”, declaró Martín Alén, para quien el título de interés turístico internacional no tiene ya valor alguno tras pasar en una década de cinco a dieciocho el número de celebraciones con este reconocimiento. Su objetivo es, en cambio, alcanzar la declaración de Patrimonio de la Humanidad, algo en lo que se trabaja a nivel nacional, según confirmó el presidente de la Junta de Cofradías salmantina, José Adrián Cornejo, también presente en el coloquio.

Equilibrar las cuentas de la institución obligará a repensar algunas cuestiones. Así se comentó en el transcurso de una sesión en la que también participó el tesorero de la Junta, José Tomás. Las bandas absorben 110.000 euros y una buena parte recae en tres cofradías, frente a otras como Las Capas que ponen su procesión en la calle por 200 euros.

Esta descompensación, según explicaron, ha provocado que las hermandades con más cofrades hayan podido invertir sus ingresos en locales que generar notables gastos de mantenimiento, por lo que si en adelante tienen que abonar los pagos de las bandas que necesiten se encontrarán en dificultades. El modelo ha de virar, pero no está claro cómo.

Antonio Martín Alén, en la Tertulia | Fotos: Pablo de la Peña
Martín Alén destacó la importante que desde la Junta se da a tres de sus actividades: el pregón, que este año lo pronunciará el prestigioso antropólogo, José Luis Alonso Ponga; el cartel y la revista "Barandales".

Entre los temas abordados en una concurrida tertulia estuvieron también las listas de espera por los numerus clausus en las cofradías. En Las Capas, de la que Martín Alén es hermano mayor, se tarda en torno a cuarenta años en desfilar, pese a que se ha retirado el privilegio a los hijos de hermanos y se han apuntado mujeres. Las Siete Palabras, que preside José Tomás, eliminó cupos y, aunque la procesión ha perdido agilidad, se prioriza la importancia de que el cofrade participe así en la Iglesia.

Con el soporte de Free WordPress Themes